Magdaleno arriesgará un récord invicto contra el clasificado mundial Isaac Dogboe este sábado, 28 de abril, en el Liacouras Center en Filadelfia.
El campeón mundial de peso pluma de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) Jessie Magdalenopasó su último campo de entrenamiento corriendo por las montañas cerca de Guadalajara, México, y entrenando junto a algunos de los mejores peleadores del mundo en el Legendz Boxing en Norwalk, California. Magdaleno se está preparando para ser el evento principal de una función en la que chocará contra el contendiente No. 1 y campeón interino Isaac Dogboe (18-0, 12 KOs) este sábado 28 de abril en el Liacouras Center en Filadelfia.“Estoy mentalmente listo. Estoy físicamente listo,” dijo Magdaleno. “Estar aquí con {entrenador} Manny Robles me mantiene listo. El guanteo ha sido excelente, pero a veces me impaciento y solo quiero entrar al ring de verdad. Tengo que mantener la calma y esperar hasta que llegue la pelea.”

Robles añadió: “Dogboe es un oponente realmente difícil. Jessie definitivamente tiene que estar listo para esta pelea, y debería ser una pelea entretenida para los fanáticos.”

Magdaleno (25-0, 18 KOs) ganó el título mundial con una decisión unánime sobre el cuatro-veces campeón mundial Nonito Donaire el 5 de noviembre de 2016. Él defendió su cinturón una vez, con un nocaut de segunda ronda sobre Adeilson Dos Santos en abril pasado. Cuando Magdaleno entre al ring contra Dogboe, habrán pasado 371 días desde la pelea de Dos Santos.

“Este ha sido un largo campo de entrenamiento, y he estado entrenando con excelentes peleadores,” dijo Magdaleno. “Estuve con el {campeón de peso pluma de la OMB} Oscar Valdez en México, y ahora es la recta final. Estamos más que listos para volver al ring.”

El drama antes a la pelea se intensificó el mes pasado cuando el padre/entrenador de Dogboe, Paul Dogboe, le dijo al sitio web Pulse: “Esperamos que Magdaleno no corra como una gallina. Esperamos que haga el peso y entre sin excusas porque estamos listos para él. Estamos listos para comerlo como una gallina. Estamos enfocados, y nuestra única misión es devorarlo, comernos al pollo loco, arrojarlo sobre la pared de México y presentarle el título a Donald Trump. Magdaleno correrá cuando él vea a Isaac.”

Desde entonces, Paul Dogboe se disculpó, pero Magdaleno tiene la intención de dejar que sean sus puños quienes hablen dentro del ring.

“Se trata de quien tiene la experiencia, de mantener la concentración y de hacer nuestro trabajo,” dijo Magdaleno. “Manny me mantiene enfocado en la pelea, y esa es mi principal preocupación.”