El mexicano Raymundo Beltrán se convirtió en el nuevo campeón Ligero de la Organización Mundial de Boxeo tras derrotar por decisión unánime al namibio Paulus Moses en competitiva y emocionante pelea celebrada en el Grand Sierra Casino de Reno, Nevada.

Con la victoria, Beltrán cumplió con el objetivo de acercarse a la obtención de un permiso de residencia en Estados Unidos.

El sinaloense pasó por muchos problemas en la batalla montada por Top Rank y transmitida por ESPN. Sufrió cortes en ambos párpados y cuando más oscuro se asomaba el panorama, logró una sólida remontada que le abrió el camino hacia la victoria con tarjetas de 117-111, 116-112 y 117-111 y obtener un campeonato que necesitaba para demostrar que es un boxeador con habilidades extraordinarias en su trámite para obtener la “Green Card”.

Originario de Los Mochis, Sinaloa, México, Beltrán consiguió la faja mundial en su cuarta oportunidad y a sus 36 años, muchos de ellos pasados como el sparring estelar de Manny Pacquiao, finalmente hizo realidad sus sueños ante un también veterano Paulus Moses, de 39 años y quien tuvo muy buenos momentos en la batalla e hizo pensar en algún momento que podía llevarse la victoria.

El arranque de Beltrán fue bueno, conectando fuerte con la mano izquierda a las zonas blandas del africano, que supo ajustar con el jab por delante. En el quinto asalto, los dos estuvieron cerca de visitar la lona, pero casi milagrosamente, se mantuvieron en pie de guerra para seguir con la contienda.

Al final, cuando Moses tenía ya al sinaloense cortado de los párpados, Beltrán retomó el control con golpeo fuerte al cuerpo y, al final, la mejor condición física y ganas o necesidad de coronarse le encaminaron a una justa victoria.

ESPN Digital tenía 116-112 a favor del mexicano. Beltrán metió 197 de 678 golpes lanzados por 159 de 622 del namibio.

Con este resultado, Ray mejoró a 35-7-1 con 21 nocauts por 40-4 y 24 cloroformos de Moses y, además, el mexicano se perfila como rival del ucraniano Vasyl Lomachenko para el 12 de mayo en el Madison Square Garden de Nueva York, de acuerdo a lo anunciado por el promotor Bob Arum sobre la fecha de retorno de “Hi Tech”.

En el respaldo de la cartelera, el lituano Egidijus Kavaliauskas (18-0, 15 KOs) retuvo el fajín Welter de la NABF al noquear en seis episodios al ex campeón mundial David Avanesyan (23-3-1, 11 KOs) para, posiblemente, enfilarse en este mismo año a una pelea titular en las 147 libras.

El final de la pelea llegó al minuto y 55 segundos, gracias a la detención del réferi Tony Weeks.

Por su lado, Shakur Stevenson, el invicto olímpico estadounidense, mejoró su marca como profesional a 5-0 con dos nocauts tras vencer a Juan Tapia (8-2, 3 KOs) por amplia decisión unánime en ocho capítulos.

Las tarjetas fueron de 80-72 para los tres jueces, dejando en evidencia la superioridad del joven representante del país de las barras y las estrellas.