El combate programado para hoy en el BB King Blues Club de Nueva York entre Jon Fernández y Fatiou Fassinou ha sido suspendido debido a una enfermedad del púgil africano. En la revisión médica de ayer previa a la pelea, se le detectó un herpes, lo que le impide subirse al ring para cruzar guantes con el actual campeón de España del superpluma.

Definitivamente se confirma el gafe que ha perseguido desde el principio a la que iba a ser la cuarta aparición de ‘Jonfer’ en los cuadriláteros de Estados Unidos. Inicialmente se concertó un pleito contra el mexicano José Luis ‘La Boa’ Rodríguez, pero este acabó renunciando a enfrentarse al vizcaíno, argumentando la dificultad de adaptarse al peso pactado.

La promotora de Lou DiBella, que gestiona la carrera de Fernández en Estados Unidos, movió ficha y encontró un sustituto en la figura de otro mexicano, Jairo ‘Roca’ Ochoa, pero este también se cayó del cartel. El beninés Fassinou parecía la baza definitiva, pero el culebrón ha culminado con otra inesperada vuelta de tuerca. El herpes que se le detectó ayer en la revisión médica, previa a cualquier combate, le inhabilita para subirse al ring al tratarse de una enfermedad contagiosa.

“Ya estamos trabajando en el reajuste del calendario que habíamos previsto para Jon. Quiere volver a boxear en Estados Unidos lo antes posible y sabemos que será así. Las posibilidades que se abren en el horizonte son muchas y muy interesantes”, comenta José Luis Celaya, mánager de ‘Jonfer’. Ambos, al igual que el entrenador Tinín Rodríguez y la preparadora física, nutricionista y esposa del boxeador vizcaíno, Nekane Martín, toman mañana rumbo a Madrid.